Estamos a 38ºC, estoy derritiéndome en un estado semi-sólido pero para probar que soy mejor que los demás, es necesario estar a la par y hacer frente a este calor. Esto lo he hecho colocándome una camisa, corbata, un suéter negro, un saco negro y una gabardina negra también. Al igual he colocado la calefacción para aumentar un poco la tensión ya existente, mientras en el exterior esta a 38ºC yo estoy en plena batalla por el control total con 45ºC dentro de mi hogar. He cerrado las ventanas, estoy cocinando una lasagna con el horno prendido, aunque en realidad la lasagna ya esta, pero se me ocurrió dejar el horno encendido al igual que la estufa para calentar las habitaciones en invierno.

No estoy seguro de si prender la chimenea un rato, la verdad que tendría que salir a lo fresco y sería como rendirse porque no hay leña alrededor. Debería decorar la casa con un ambiente navideño de una vez porque aunque haga calor el espíritu de la navidad nunca muere.

ironia

Yo simplemente veo esto como un calentamiento para confrontar al anticristo desde su hogar, el infierno.